Tomado de www.elnuevodiario.com.ni .- Si después de leer el diario toma las llaves de su carro, lo enciende, arranca y le suena el celular, tenga presente que si lo responde tiene de tres a cuatro probabilidades más de accidentarse que el que oyó su móvil y no lo contestó.

En el mejor escenario le puede pasar lo mismo que a 3,784 personas en 2011: ser multado por la Policía Nacional. Y ojo, una advertencia: usar el manos libres no lo exime de la multa ni de evitar el accidente.

¿Cuál es la incidencia del uso del celular en los accidentes de tránsito, en un país donde se registraba hasta 2010, el uso de 3 millones 771 celulares y un total de 400,000 conductores? La Policía Nacional no tiene ese dato. La razón es sencilla: no hay irresponsables confesos.

El inspector Francisco Trewin, quien tiene 10 años de ser policía de tránsito, lanza una cifra al aire: “De 10 casos de accidentes, cuatro casos son de gente que provoca colisiones porque va hablando por celular”.