Unas 15 empresas de Centroamérica, México y Europa se instalaron en Nicaragua durante este año para invertir US$100 millones en Nicaragua, lo cual generará unos 5,000 nuevos empleos en los próximos 18 meses, informó ayer Javier Chamorro, Director Ejecutivo de ProNicaragua.

Chamorro indicó que este año Nicaragua cerrará con una cifra récord de US$1,500 millones en Inversión Extranjera Directa, IED, lo cual representa el crecimiento de un 20% respecto al año anterior, cuando esta sumó US$1,284 millones.

De acuerdo con los datos de ProNicaragua, las 15 empresas que llegaron este año para invertir por primera vez en Nicaragua estarán distribuidas en diferentes sectores, tales como agroindustria, manufactura, energía y turismo.

"Son empresas que en este momento están comenzando a desarrollar proyectos de inversiones en Nicaragua. Los nombres de las empresas no los podemos dar hasta que ellos abren y hacen el anuncio.

Hay mucho interés de empresas en la parte de la industria alimentaria. Por ejemplo, en el sector lácteo a través del grupo Lala, que ya es público”, dijo Chamorro.

El funcionario destacó que la llegada de estas 15 nuevas empresas a Nicaragua es el resultado de unos 16 eventos internacionales y cuatro foros locales que realizó ProNicaragua, así como el contacto con más de 200 compañías extranjeras en este año.

“Hay grupos extranjeros de inversión desarrollando proyectos de siembra de cacao, de hule, de palma africana, proyectos en algunos rubros que tienen que ver con la apicultura, siembra de camarones, de peces y escamas. Es bastante diverso lo que hemos visto este año”, detalló el representante de ProNicaragua.

Buen clima de negocios

Por su parte, el titular del Ministerio de Fomento, industria y Comercio, Mific, Orlando Solórzano, señaló que el comportamiento dinámico de la IED en Nicaragua se debe a que este país cuenta con un clima de negocios favorable de inversión “que no hay en otros países”.

“Tenemos una situación muy favorable para la inversión extranjera. Tenemos grandes oportunidades derivadas de una serie de cosas económicas y sociales. Tenemos una estabilidad macroeconómica, un avance en la producción sectorial: agropecuaria e industrial”, expresó.