Agricultores y delegados del Ministerio de Agricultura, Ganadería y Alimentación (Maga) del oriente del país y Baja Verapaz denunciaron que debido a la canícula que se ha extendido por tres semanas se tienen cuantiosas pérdidas en las siembras, principalmente en el maíz, publicó Prensa Libre. Y para agravar el problema, el Instituto Nacional de Sismología, Vulcanología, Meteorología e Hidrología (Insivumeh) pronosticó que la canícula, proyectada para que terminara entre hoy y mañana, se extenderá al menos una semana, lo que, según autoridades, causaría daños y pérdidas millonarias en cultivos.

Baldemar Monroy Barraza, coordinador del Maga en Chiquimula, reportó en el Consejo Departamental de Desarrollo que "el 64% de la siembras de maíz se perdieron en el departamento por la falta de lluvia". Monroy Barraza manifestó que, "según los monitoreos realizados por integrantes de extensión rural, se ha logrado establecer plenamente que las cosechas se perdieron, y aunque llueva en los próximos días ya nada se podrá hacer por recuperar los cultivos". Los municipios más afectados son San Jacinto, Camotán y Chiquimula. Según Pedro López, delegado del Maga en Santa Rosa, al menos ocho mil 175 familias que cultivan maíz, frijol, arroz y maicillo ya han sido afectadas por la sequía.

Abel Sandoval, alcalde de Oratorio, reveló que más de 60 presidentes de consejos comunitarios de Desarrollo le han manifestado su preocupación debido a que sus cosechas se han secado y la pérdida es de más del 80 por ciento solo en los cultivos de maíz.

Manifestó que la comuna trata de apoyar con el envío de pipas con agua, pero el esfuerzo es insuficiente. Rudy Yanes, jefe de la delegación del Maga en Jalapa, aseveró que hay pérdidas en los cultivos en San Luis Jilotepeque y San Pedro Pinula, que por el momento son las áreas más afectadas. Estos son parte del corredor seco.