Un grupo de más de 200 personas de nacionalidad cubana, desde el sábado 08 de agosto se encuentran en la frontera de Costa Rica y Nicaragua donde solicitan ingresar a Nicaragua para continuar su paso hacia Estados Unidos.

La frontera de Peñas Blancas se ha convertido en el escenario de aglomeraciones de personas buscando regresar a casa y otras intentando iniciar una vida mejor.

Recientemente más de 500 nicaragüenses sufrieron una odisea por regresar al país, al negárseles la entrada al territorio nacional por no presentar la prueba negativa del covid-19, hasta que tres organismos de Costa Rica decidieron donar las pruebas que el gobierno de Ortega no cedió hacer a los connacionales.

Los migrantes cubanos, reciben asistencia humanitaria y de salud por parte de la Cruz Roja, Policía fronteriza y de migración de Costa Rica así como organizaciones sociales.

Foto captura La Cruz Tv-  Migrante Cubana

Una migrante cubana refirió al medio de comunicación La Cruz Tv que la Cruz Roja costarricence había llegado a chequearlos a todos “era lo que nosotros solicitábamos y que si estábamos conscientes de que Nicaragua no nos dejaba pasar”. También la migrante dijo que no se quitarán de ahí hasta que les dejen pasar.